Marcas recientes con el apellido de sus creadores

La historia automotriz está llena de soñadores que bautizaron marcas de autos con su apellido. Muchas desaparecieron, ...
05/09/2020

José Virgilio Ordaz - Neckriagen


La historia automotriz está llena de soñadores que bautizaron marcas de autos con su apellido. Muchas desaparecieron, otras se mantienen y un puñado de ellas se volvieron legendarias. Repasemos los intentos más recientes de las últimas décadas para hacerse de un nombre.

john-delorean-apellido-marcas.jpg
John DeLorean se hizo tristemente célebre por el fracaso de la marca que lleva su apellido

Mi apellido para las marcas

Chrysler, Ferrari, Dodge, Ford, Honda, Porsche, Renault. Los nombres de las marcas más tradicionales están llenos de fundadores que usaron su apellido para bautizar sus proyectos. Aunque también hay referencias curiosas como Lincoln, Mercedes-Benz, Audi o Jaguar, además de nombres más “corporativos”, como General Motors, Acura, AMC, Lexus, Nissan, Fiat, Great Wall, o Volkswagen.

preston-tucker-marcas-apellido.jpg
Preston Tucker llevó su apellido a las marcas automotrices, pero no sobrevivió al embate de Detroit

El sueño de un hombre

Sin embargo, aunque en décadas recientes esta última ha sido la tendencia principal, todavía queda un poco de espacio para “el sueño de un hombre”. Es decir,  marcas, a veces con un modelo único, que son el logro de la tenacidad y obstinación de un solo individuo, que deja como seña su apellido. A la vera de este camino podemos encontrar lápidas tristemente célebres como Tucker y DeLorean, pero más que una advertencia, parecen fungir como un aliciente. Veamos algunos de esos nombres.

jack-brabham.jpg
Jack Brabham llevó su apellido a una escudería y ahora llega a una de las marcas más extremas

Brabham

Por estricto orden alfabético, comencemos por el fabricante más nuevo. El piloto australiano David Brabham lleva un apellido que no es nuevo en el mundo de los autos, no sólo por su padre, Sir Jack Brabham, tres veces campeón de Fórmula 1 (1959, 1960, 1966), sino por escudería que fundó (1962-1992). El último campeonato de Jack Brabham fue a parar a las vitrinas de su escudería, junto con el título de constructores. Sumen otro título de constructores y tres más de pilotos, junto con 120 podios y 40 pole positions.

brabham-bt62.jpg
El Brabham BT62 rinde homenaje a un piloto y una escudería de F1

De las carreras a los clientes

Con semejante palmarés, David Brabham no sólo sumó un título en las 24 Horas de Le Mans a los trofeos familiares (sus dos hermanos mayores, su hijo y un sobrino también son pilotos), sino que llevó el apellido a las marcas de autos. La escudería Brabham ya había desarrollado varios autos de competencia y había cooperado en algunos modelos de calle, pero el Brabham BT62 presentado en 2018 es el primer auto de producción que está a la venta al público.

brabham-bt62.jpg
El V8 de aspiración natural produce 691 hp y 492 lb-pie de par

Brabham BT62

Aunque de momento es un auto para pista, más adelante se homologarán variantes de calle. Un V8 5.4 l de origen Ford de aspiración natural produce 691 hp y 492 lb-pie de par. Esto se combina con un peso en vacío de sólo 972 kg (2,143 lb, menos que un Mazda MX-5), gracias a un chasis tubular con paneles de fibra de carbono. El precio ronda el millón de libras esterlinas (1.31 MDD) y sólo se fabricarán 70 unidades, para conmemorar los 70 años del primer triunfo de Jack Brabham.

vlf-fisker-force-1.jpg
Henrik Fisker es reconocido por sus diseños, aunque las marcas de autos con su apellido han tenido mala suerte

Fisker

Hay dos grandes historias de obstinación en las primeras décadas del siglo XXI. La primera, fue el intento de mantener viva a Saab, la cual agotó todo recoveco legal posible, antes que fuera rematada por GM; y la segunda es la de Henrik Fisker. El diseñador de origen danés logró un reconocimiento discreto al crear los trazos del Aston Martin DB9, pero en 2005 dejó todo atrás para crear su propia marca de autos. En 2009 lanzó Fisker Automotive, aprovechando los incentivos del gobierno estadounidense para crear vehículos de propulsión alternativa.

fisker-karma-2012.jpg
El Fisker Karma usaba un extensor de rango

Fisker Karma

El Fisker Karma llegó a las calles en 2011, incluso antes que Tesla, aunque con un extensor de rango. Sin embargo, el ¿Karma?, comenzó a cobrar factura. El huracán Sandy destruyó 330 unidades en 2012, que no se pudieron recuperar porque el proveedor de baterías quebró. Luego de un baile de sillas, Henrik Fisker fue echado de la compañía que fundó. Los remanentes fueron comprados por Wanxiang America, que la refundó como Karma Automotive.

fisker-ocean-2021.jpg
La Fisker Ocean es la propuesta de la marca para el segmento SUV/Crossover

Fisker Inc

Fisker creó algunos one-off sobre autos de BMW y Aston Martin y convirtió algunos Fisker Karma a propulsión endotérmica bajo el sello VLF. En 2016 recuperó los derechos sobre su nombre y lanzó Fisker Inc, que ha presentado varios conceptos y prototipos, como el EMotion, Ocean o Alaska, mientras que prometió baterías de grafeno. Nada de esto ha logrado llegar a las calles, aunque recién anunció que estaba en pláticas con Volkswagen para usar la plataforma del ID.3. De momento, nos reservamos un pronóstico sobre el regreso de Fisker.

gordon-murray-t50.jpg
El Gordon Murray T.50 es el heredero del F1

Gordon Murray

La más reciente adición. Gordon Murray es un ingeniero sudafricano que comenzó su andar en Brabham, donde desarrolló el BT46B de 1978. El bólido de F1 llevaba el efecto suelo al extremo al integrar un ventilador en la parte trasera. El desarrollo fue tan revolucionario que fue prohibido por la FIA, luego de verlo en acción con Niki Lauda a los mandos. No pasó desapercibo y fue fichado por McLaren, donde aportó mucho a los autos manejados por Alain Prost y Ayrton Senna.

mclarenf11993
Gordon Murray es el hombre detrás del mítico McLaren F1

McLaren F1

Murray consiguió volver a poner su ventilador en un auto, esta vez de calle, en el superdeportivo más reverenciado de finales del siglo XX: el McLaren F1. El auto, con un kit de herramientas de titanio y vano motor recubierto de oro, no requirió de complicados alerones para establecer un récord de velocidad que estuvo vigente durante 12 años. Y no olviden que esos 387 km/h (240 mph) se lograron con un motor atmosférico.

gordon-murray-t50.jpg
El Gordon Murray T.50 ofrece la configuración de tres asientos

Gordon Murray Automotive T.50

El ingeniero siguió cooperando con otras marcas, incluso Yamaha, para rescatar el concepto del F1, no sólo en rendimiento y ligereza, también su configuración de asientos 1+2. Por fin, el Gordon Murray T.50 es ese sueño largamente ansiado. También tiene tres asientos, un ventilador trasero y un motor V12 atmosférico, en este caso, un Cosworth 3.9 l de 654 hp y 334 lb-pie, capaz de girar a 12,100 rpm. Fibra de carbono, aluminio y titanio mantienen el peso en 2,174 lb (986 kg). El costo será de 2.36 millones de libras esterlinas, unos 3.08 MDD.

koenigsegg-agera-2011.jpg
Koenigsegg ha tenido varios récords de velocidad y aceleración en su haber

Koenigsegg

Cuando Christian von Koenigsegg fundó su propia marca en 1994, pocos sabían lo que estaba por venir. No es raro que de cuando en cuando aparezca un nuevo fabricante con cifras irreales que al final simplemente quedan en el papel. Koenigsegg pronto comenzó a lanzar modelos de calle con cifras impresionantes, al tiempo que alcanzaba límites de velocidad cada vez más ilegales. El punto culminante llegó en 2005, cuando superó la barrera de las 241 mph (388 km/h) del McLaren F1, enfrascándose en un duelo con la renacida Bugatti que aún se mantiene hasta nuestros días.

koenigsegg-gemera-2021.jpg
El Koenigsegg Gemera ofrece espacio para cuatro adultos y 1,700 hp

Duelo con Bugatti por los récords

Los Koenigsegg CCR, CCX, Agera R, Agera RS y Regera han estado implantando récords cada vez más osados, intercambiando la corona con Bugatti, para superar los 440 km/h ¿Desean más? Koenigsegg aún no comienza el andar de su biplaza más potente, el Jesko –bautizado en honor al padre de Christian-, de 1,630 hp. También falta por ver de qué es capaz el Gemera de cuatro asientos (reales), que combina su tricilindro 2.0 l Freevalve con tres motores eléctricos para un total de 1,700 hp.

pagani-zonda-f-2005.jpg
El Argentino Horacio Pagani supervisa el acabado de cada uno de sus vehículos

Pagani

Nacido en un pequeño pueblo de Argentina, el ingeniero Horacio Pagani pronto logró que su talento lo llevara a Renault y Lamborghini. En 1992, ya en Italia, fundó Pagani Automobili Modena; y aunque su primer modelo, el Zonda llegó a las calles hasta 1999, con cifras “modestas” de 400 a 450 hp, demostró que era un deportivo capaz, con un 0 a 60 mph en 4.0 segundos. No pasó mucho tiempo para que ofreciera 550 hp. Tan bien recibido fue el modelo, que se despidió hasta 2017, con un ajuste de 789 caballos.

pagani-huayra-2012.jpg
Los modelos de Pagani tienden a ser muy longevos, con actualizaciones constantes

Éxito artesanal

Pero el Zonda no ha sido el único auto de Pagani. El Huayra llegó en 2012 y continuó con la tradición de poner en aprietos a nombres bien establecidos como Porsche, Ferrari o Lamborghini, con hasta 827 hp y un peso en seco de 1,246 kg. Aunque Pagani se mantiene con números de producción bajos (no han fabricado más de 500 autos en su historia), frecuentemente sacan ediciones especiales “finales” ante la dificultad de sus clientes por dejar ir a sus modelos.

scuderia-cameron-glickenhaus-003s.jpg
Cameron Glickenhaus inició su andar en el mundo del cine

Scuderia Cameron Glickenhaus

El cineasta estadounidense Cameron Glickenhaus lanzó su propia marca de autos en 2013, con deportivos enfocados en la pista. En 2017 recibió el visto bueno de la NHTSA, con lo que el SCG 003 de competencia pudo llegar a las calles. La potencia pasó de 490 a 750 caballos de fuerza, al liberarse de las restricciones de competencia, mientras que el par motor subió de 516 a 590 lb-pie. El peso es de 2,866 lb (1,300 kg).

scuderia-cameron-glickenhaus-007-lmp1.jpg
Scuderia Cameron Glickenhaus probará suerte en Le Mans

A Le Mans

El Scuderia Cameron Glickenhaus SCG 004S ofrecerá 650 hp y 531 lb-pie de par, aunque su producción se ha retrasado por la pandemia. La firma es una de las pocas que ha confirmado su participación en la categoría de Hiperautos de Le Mans, con el 007 LMP1. Se espera que use un motor V6 3.0 l Biturbo con entre 650 y 750 hp, además de un sistema electrificado KERS con potencia adicional por especificar. Si no se retrasa, la categoría podría debutar en 2021.

ssc-ultimate-aero.jpg
El SSC Ultimate Aero entró en la disputa por el ´record absoluto de velocidad

SSC North America

Jerod Shelby no tenía culpa de compartir apellido con la leyenda Carroll Shelby sin tener parentesco. Luego de sentarse a tomar un café pleito legal, con los herederos, llegaron a un acuerdo sobre las marcas, la suya pasó de Shelby SuperCars Inc a  SSC North America, quedando el “Shelby” implícito. Shelby (el otro, no Carroll), demostró que no era un arribista tratando de beneficiarse de una mera coincidencia, cuando presentó el SSC Ultimate Aero en 2004.

ssc-tuatara-2020.jpg
El SSC Tuatara toma su nombre de un reptil de Nueva Zelanda

Otro contendiente por el récord

El hiperdeportivo ofreció 908 hp, aunque luego el ajuste se mejoró a 1,287 hp. Esto fue suficiente para un récord de 256 mph (412 km/h) en 2007, avalado por Guinness (el libro de récords, no la cerveza), por lo que había un advenedizo americano en el duelo Koenigsegg-Bugatti. Le siguió el SSC Ultimate Aero XT de 1,300 hp y el SSC Tuatara, mostrado en forma de prototipo en 2011 y cuya producción inició este año. Ofrece 1,350 hp y 1,280 lb-pie, o 1,750 hp con combustible E85. Se espera que rompa la barrera de 300 mph (483 km/h), algo que sólo Bugatti ha logrado.

Fotogalerias Relacionadas.

Televisa

Relacionadas