Toyota Camry Hybrid XLE 2014: videoprueba

Al volante de la variante híbrida del sedán superventas.

01/04/2014

Javier Fueyo

Tiempo atrás, tuvimos la oportunidad de conducir el Toyota Camry cuando recién había recibido un amplio rediseño, coincidiendo con la llegada de la séptima generación. Con 22 años a su lomo, el Camry mantiene su posición privilegiada de sedán superventas gracias a su carácter familiar, asequible y funcional que se ha ganado a lo largo de los años.

 

En esta ocasión, nos pusimos al volante del Toyota Camry 2014 en su variante híbrida.

 

LAS CLAVES DEL TOYOTA CAMRY 2014

 

1. Motor y rendimiento

 

En la versión híbrida del Toyota Camry 2014, obviamente el beneficio de mayor importancia es su capacidad de recorrer muchas millas por cada galón de combustible. Este sedán monta un motor 2.5 litros de 156 caballos de fuerza relacionado a un motor eléctrico y a una batería. Esta combinación junto a una transmisión continuamente variable permite que el auto recorra hasta 43 mpg en ciudad, 39 mpg en carretera y 41 mpg en trayecto combinado.

 

Nuestra unidad de prueba corresponde al nivel de acabado XLE, el cual agrega rines y neumáticos más grandes que incrementan la resistencia a la rodadura, por lo que estas cifras de consumo de combustible se ven afectadas para quedar en 40 mpg en ciudad, 38 mpg en carretera y 40 mpg en trayecto combinado. Aún así, siguen siendo números muy atractivos para quienes pasan mucho tiempo al volante.

 

2. Familia híbrida de tres integrantes

 

La variante híbrida del Toyota Camry 2014 está disponible en tres niveles de equipamiento: LE, XLE y SE Limited Edition, esta última recientemente añadida a la gama.

 

Como mencionamos anteriormente, nuestra experiencia de manejo la tuvimos a bordo de una unidad con el acabado XLE, que además de tener rines y neumáticos más grandes, también agrega luces antiniebla, volante recubierto en cuero, asiento del conductor con ajuste eléctrico de ocho direcciones y soporte lumbar, espejo retrovisor con atenuación automática y salida de aire para los asientos traseros.

 

Este acabado también abre la puerta a una amplia variedad de opciones, por mencionar algunos: techo solar eléctrico, cámara trasera, tapicería de cuero, asientos delanteros con sistema de calefacción, integración de teléfono inteligente vía Entune, sistema de monitoreo de puntos ciegos y tráfico cruzado, sistema de audio JBL de 10 bocinas, sistema de navegación que incluye una pantalla táctil de siete pulgadas y radio satelital.

 

3. Habitáculo refinado

 

Otro trabajo reseñable en esta generación del Camry es la mejora de la calidad general del producto. Toyota le ha añadido ciertos elementos que le otorgan un estatus superior y le mantienen vigente como un sedán familiar bastante completo y económico. Así, incorpora tres nuevos airbags (de rodilla para copiloto y laterales traseros), llegando a diez el número de bolsas de aire totales del auto.

 

La consola fue rediseñada por completo. Las tapicerías son diferentes, más cálidas, más agradables, de mejor tacto, aunque tampoco estaría mal mejorarlos un poco por supuesto. Los mandos y botones tienen una mejor ubicación y un manejo más intuitivo, especialmente, el del climatizador automático.

 

A los mandos del Camry uno siente que existe más refinamiento. Quizás también influya a esto el trabajo realizado en el apartado del aislamiento y la reducción del ruido. Tampoco hay que olvidar que el espacio para las piernas de los ocupantes traseros ha incrementado en casi dos pulgadas.

 

4. Precio

 

El precio inicial del Toyota Camry 2014 en su variante híbrida es de $26,330. Nuestra unidad de prueba estaba etiquetada en $27,945.

Relacionadas

Potente convertible biplaza de nueva generación

Hace 9 años

Scion refresca la imagen de su primer coupé deportivo.

Hace 9 años

Manejamos la minivan del mercado estadounidense por excelencia.

Hace 9 años

Nos volvemos a encontrar con el Lacrosse de Buick, ahora en su versión Premium 1.

Hace 9 años